< volver a Prensa

VISIONES MODERADAS EN SEMINARIO DE PICTON – FUNDPRO.COM

El ministro Felipe Larraín se refirió a la reforma de la SVS, mientras que Guilherme Paiva, estratega jefe de Equities de Morgan Stanley, se refirió a los débiles fundamentos de la economía brasileña en la actualidad.

Con visiones de moderado optimismo concluyó el “II Seminario de InversionesWhy Nations Fail: el origen del poder, la prosperidad y la pobreza”, organizado por PICTON y El Mercurio.

Cabe recordar que PICTON es una empresa de asesoría financiera independiente enfocada en clientes de alto patrimonio y clientes institucionales de Chile, Perú y Colombia, que se formó hace un par de años para abordar el negocio de multifamily office y distribución institucional de fondos extranjeros, de casas como Morgan Stanley y MFS.

El evento contó con la asistencia de unas 400 personas, quienes siguieron atentamente las intervenciones del ministro de Hacienda, Felipe Larraín; el ex presidente del Banco Central de Chile, Vittorio Corbo; el estratega jefe de Equities de Morgan Stanley para Latinoamérica, Guilherme Paiva; y el economista y académico español Fernando Fernández.

Los oradores presentaron los casos de Chile, Brasil y España, apuntando a la influencia de las políticas económicas en el éxito o fracaso de un país. El seminario contó también con la emotiva intervención del escritor y ministro de Cultura, Roberto Ampuero, quien se refirió a sus experiencias con las distintas corrientes políticas de ayer y hoy.

En su amplia intervención, el ministro Felipe Larraín se refirió al proyecto de reformar la actual estructura de la Superintendencia de Valores y Seguros (SVS), de tal forma de convertirla en una Comisión Nacional de Valores, institucionalmente más parecida al Banco Central, apoyada por un Consejo de Estabilidad Financiara acorde a los requerimientos que impone hoy el funcionamiento de los mercados.

Por su parte, Vittorio Corbo destacó el rol que tuvieron en el pasado los fondos de pensiones para desarrollar el mercado de capitales local y los gobiernos corporativos. Asimismo, respecto de su visión-país, destacó que hasta ahora la productividad de Chile se ha basado en trabajo e inversión, pero que a futuro no se podrá mantener el ritmo, a menos que se incorpore el factor “inspiración”, que básicamente requiere mejorar el capital humano, a través de una reforma a la educación, una reforma a las ineficiencias del estado y una reforma para la flexibilidad laboral.

En tanto, Guilherme Paiva se refirió a los débiles fundamentos de la economía brasileña en la actualidad, los cuales explican el mal desempeño de la bolsa carioca. Asimismo, se refirió a las consecuencia negativas del súper ciclo de loscommodities en Brasil, que en una primera instancia permitió aumentar las exportaciones, apreció notoriamente la moneda, generó aumentos de sueldos, pero las empresas no aumentaron su productividad y terminaron perdiendo competitividad.

Por su parte Fernando Fernández abordó la crisis económica española, con un interesante análisis sobre el sistema bancario, que a su juicio tenía como debilidades la falta de credibilidad de los balances, falta de capital de buena calidad y exceso de capacidad instalada. Respecto de la disyuntiva sin respuesta sobre mantener o abandonar el euro, propuso como solución una economía normativa, con unión bancaria, fiscal y política.

Finalmente, cabe destacar que las visitas de Paiva y Fernández permitieron concretar algunas reuniones con fondos de pensiones e inversionistas de alto patrimonio.